Atención a pacientes y familiares

Le informamos sobre su centro especializado más cercano:

Es necesario haber tenido una revisión oftalmológica reciente, donde su oftalmólogo habitual confirme que ya ha hecho todo lo posible a nivel médico-quirúrgico. Conserve su último informe, es importante. 

 

Despues le recomendaremos su centro de baja visión más cercano, donde su optometrista especializado le citará para adaptarle la solución óptica más adecuada para su caso, con la que valorará cómo poder volver a realizar tareas cotidianas como ver la TV, leer, realizar pasatiempos, trabajar, evitar deslumbramientos, entre otros. 

 

La primera consulta de baja visión con el optometrista especializado consiste en:

 

- Evaluar y diagnósticar sus limitaciones visuales.

- Establecer objetivos prácticos realistas, para que usted pueda volver a realizar tareas, que ha tenido que avandonar por sus problemas de visión.

- Recetar las ayudas de baja visión más adecuadas para usted. 

 

 

La segunda consulta de adaptación de las ayudas de baja visión, consiste en:

 

- Seleccionar la ayuda de baja visión más adecuada para usted. 

- Adaptar las ayudas de baja visión a su entorno personal.

- Enseñarle a manejar su ayuda; enfoque, distancia, iluminación, etc, para asegurarle el uso más efectivo posible. 

 

 

 

 

 

 

 

En algunos casos son necesarias más consultas, para entrenar habilidades visuales que pudiera haber perdido: como la velocidad lectora, la conciencia de escotoma y habilidades de la vida diaria, entre otros. 

 

Estas sesiones se programan en equipo entre optometristas, técnicos de rehabilitación y terapéutas ocupacionales

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
1999-2020 Grupo Recoletos Visión ® Todos los derechos reservados © Imágenes y textos protegidos por derechos de autor.